UN ABRAZO DE AMOR, DE DIOS

Hace dos días, conocí a Maluly, una amiga que vino a mi ciudad por dos semanas. Ella es toda humildad, toda dulsura, toda alegría, toda luz, es todo un amor.

Al conocernos nos dimos un abrazo, un abrazo de amor, un abrazo de Dios, así lo sentí, al escuchar atenta sus oraciones, sentí un calorsito que me rodeó toda, ella me dijo que sentí el amor de Dios, lo mismo pasó al despedirnos.

Maluly llegó acompañada de otra amiga, Yuri. Nos la pasamos riendo, fue una tarde agradable, llena de luz, de unas nubes donde se filtraba la luz del sol, donde se percibía el amor de Dios.

Alguna vez escuché decir que Dios está en todas partes, y hace dos días, el 20 de enero, fui bendecida por partida doble, no sólo por conocerla, sino porque ese día también mi padre cumplía años.

Sin dudarlo, recibí un abrazo de Dios y también de mi padre, por medio de Maluly.

Gracias Señor por ponerla en mi camino y por conocer a Yuri.
Gracias padre porque se que estabas conmigo en tu día, porque se que esa fue tu manera de abrazarme.

Gracias Maluly y Yuri por dejarme conocerlas, que Dios las bendiga.

1 comentarios:

Aracely | 2 de febrero de 2009, 00:08:00 GMT-6

YO TAMBIEN TE KIERO ABRAZAR ROOOSSSSSSSSS.... MMMM AKELLA ME CORRIGE, JAJAJAJA YA SABES KIEN....


NOSOTRAS TAMBIEN TE KEREMOS ABRAZAR ROOOSSSSS!!!!!